ConsejosCuidadosPerros PugRaza PugSalud

Lista: Plantas tóxicas para tu mascota

Cuando tenemos un Pug o cualquier otra mascota, debemos tener en cuenta la responsabilidad que ello implica ya que tenemos que cuidar que hasta su entorno sea apto para su convivencia.

IMG_4611

Estas son algunas de ellas:

  • Cardón/ Acebo / Agrifolio (Ilex aquifolium):  Esta planta tiene hojas y frutos tóxicos para tu perro, al ingerirla empezará a tener síntomas como trastornos gastrointestinales que se manifestaran en diarrea y fuertes vómitos. Además mostraran dolor abdominal, malestar general y falta de sueño.

En los casos de intoxicación es muy importante tener en cuenta el tamaño del animal, si es perro es pequeño y la ingesta de esta planta es grande podría causarle una severa deshidratación, en este caso es imprescindible llevarlo al veterinario.

  •  Adelfa / laurel rosa ) o laurel de campo:  Todas las partes de esta planta pueden resultar toxicas para nuestras mascotas, siempre dependiendo de la cantidad que ingieran y del tamaño del perro, pero puede causarle fuertes trastornos gastrointestinales, irritación y dolor en la zona, en algunos casos se manifiesta por medio de alta fiebre, somnolencia, vómitos y nauseas, en casos extremos puede causarle el aumento de las contracciones del corazón, arritmias, debilidad y si no es atendido puede causar un paro cardiaco.
  • Laurel amarillo (Thevetia peruviana (Pers.) Schum.):  También es una Adelfa, pero amarilla, y se la conoce como Haba de San Ignacio o Campanilla. Su toxicidad no sólo aparece en la flor, si no que se expande por todo el arbusto del que se compone. Su utilización es casi exclusivamente ornamental, pero sus consecuencias no distan en nada de las del Laurel de campo, así que ni acercarte con tu perro.
  • Amarilis / estrella de caballero ) o Belladona:  En esta planta lo que resulta toxico son sus bulbos o frutos. Los síntomas luego de su ingesta son: falta de coordinación, trastornos cardiacos, síntomas digestivos y neurológicos en el animal .En sobredosis el animal puede morir en el acto.
  • Caladio / Alas de Ángel ):  Esta planta tiene diferentes especies y todas ellas pueden ser toxicas para nuestros perritos, por eso debemos evitar que las muerdan o las traguen. La más conocida es la Paleta de pintor , por ejemplo .En el caso que esto suceda los síntomas son: ardor bucal, salivación excesiva, irritación,. Dolor abdominal, hinchazón en la lengua, problema en sus intestinos, fuertes diarreas, y problemas para respirar.
  •  Ciclamen / Panporcino ):  Entre los componentes de estas plantas se pueden mencionar la ciclamina (que se encuentra mayormente en la raíz de estas plantas). Esta sustancia es un fuerte laxante para los animales que puede resultar toxico. Entre los síntomas que podrás observar si lo ingieren es una fuerte diarrea acompañada de vómitos, mostraran dolor abdominal e insuficiencia renal. En algunos casos extremos puede aparecer parálisis en sus extremidades.
  •  Clivia miniata ):  La clivia miniata tiene una sustancia denominada oxalato de calcio, que puede ser muy toxica para los caninos. Si la ingieren tendrán vómitos y diarrea, pudiendo deshidratarse rápidamente.
  • Costilla de Adán ):  Esta planta es tóxica, menos sus frutos. También cuenta con oxalato de calcio. Sus síntomas demuestran una marcada inflamación bucal y de su cuello.
  •  Croton  (Codiaeum variegatum ):  Estas plantas pertenecen a la familia de las euforbiáceas, las cuales contienen un látex toxico. Al entrar en contacto con esta sustancia el animal puede sufrir de una dermatitis que le irritará su piel y podrán aparecer, en algunos casos, algunas vesículas o ampollas. Entre los síntomas más comunes veremos: ardor bucal, exceso de salivación, dificultad de tragar, inflamación de la lengua, dilatación de sus pupilas, alteraciones rurales.
  • Estrella federal Estrella Federal o Poinsetia (Euphorbia pulcherrima) : Es levemente tóxica, su principio activo son los ésteres del forbol, triterpenos. Las plantas producen una savia lechosa que es irritante para la piel y la conjuntiva. Si es ingerida es irritante para la mucosa de la boca, garganta, esófago, estómago e intestinos. Si su savia toma contacto con la conjuntiva puede producir ceguera temporal, conjuntivitis y queratitis. Provoca vómitos, diarrea, temblores, deshidratación. Es tóxica para hígado y riñones, pero a pesar de todo esto evoluciona favorablemente en 2 a 4 días. El tratamiento consiste en tratar los síntomas, lavado de las zonas afectadas con gran cantidad de agua, lavado ocular con colirios anestésicos y antisépticos. Se debe provocar el vómito para eliminar lo ingerido y se debe examinar la función renal.
  •  Difenbaquia (Dieffenbachia):  Todas las partes de esta planta pueden resultar muy toxica para nuestras mascotas. Es una planta muy peligrosa de acuerdo a la cantidad que se ingiera. Pueden aparecer vómitos, disnea, dificultad para respirar y hasta puede provocar la muerte por asfixia.
  • Espatifillo / Lirio de la paz  (Spathiphllum ):  Cuenta con efectos irritantes que aparecen rápidamente. En este caso el efecto es inmediato por lo cual el perro dejara de comerla al sentir malestar.
  •  Filodentro  (Philodendron ):  Esta planta cuenta con diferentes especies, pero todas ellas son toxicas y deben permanecer alejadas de tu perro. Los síntomas también serán inmediatos, sintiendo que le arde la boca y por eso empezará con una abundante salivación. Además sentirán que se les tapa la faringe por lo cual le costará respirar.
  • Flor de pascua / Poinsetia (Euphorbia pulcherrima):  Todas las partes de esta planta pueden resultar peligrosas para tu mascota, esto se debe al látex que circula por su interior. Al entrar en contacto con este látex, en tu perro aparecerá una dermatitis que puede causarle vesículas o ampollas que vienen acompañadas de mucho dolor y picazón. En caso de ingesta de esta planta pueden aparecer síntomas relacionados con el dolor abdominal,. La diarrea, vómitos e irritación de sus mucosas. Según la dosis que haya ingerido puede provocarle daños irreversibles en su vista.
  • Hiedra / yedra (Hedera hélix):  Esta planta cuenta con todas sus partes, pero en este casos son ligeramente peligrosos para el animal, sin dejar de ocasionarle problemas gastrointestinales en su ingesta o problemas en su piel al estar en contacto con ella. En cambio, lo que si es muy toxico es la ingesta de sus frutos, que en caso extremos pueden causar la muerte por asfixia o paro cardiaco.
  • Hortensia (Hydrangea macrophylla):  Sus hojas y sus flores pueden resultar toxicas para nuestros perritos. Por eso debes evitar que entren en contacto con ellos. Si llega a ingerirlas podrá tener problemas en su estomago que le provocarán nauseas y vómitos. Uno de los síntomas más comunes es la falta coordinación.
  • Ipomea / Campanilla (Ipomoea / Convolulus arvensis):  Dentro de esta planta existen diferentes especies. Entre las partes más toxicas de la mayoría de ellas se encuentran las semillas y las raíces. Dentro de los síntomas más comunes veras que el animal sufre de dolor abdominal acompañado de violentas diarreas.
  • Jacinto / Junquillo (Hyacinthus orientalis):  El jacinto cuenta con un bulbo muy peligroso para tu perro. Luego de su ingestión veras que tu mascota tiene una irritación en el estomago acompañada por vómitos, diarrea y en los casos más extremos puede provocarle la muerte. Por eso debes consultar con tu veterinario que hacer si esto sucede.
  • Lirio / Lirio hediondo (Iris / Iris foetidissima):  Esta planta es muy toxica para nuestros perros, puede provocarle trastornos acompañados de diarrea, dolor estomacal y un claro malestar general. Por otro lado puede subirle considerablemente su presión arterial.
  • Marihuana (Cannabis sativa):  Al ingerir partes de la planta de marihuana puede aparecer depresión de su sistema nervioso e incoordinación al andar. Estos síntomas pueden venir acompañados de vómitos, diarrea, babeo, convulsiones y puede llevar al animal a un coma.
  • Muerdago / visco / tiña / liria (Viscum album):  Si bien no son muy peligrosos, los muerdagos pueden ocasionarle a tu mascota un malestar general y si son ingeridas en grandes cantidades deberás preocuparte. En un principio notaras una salivación excesiva, irritación, dolor abdominal, también se le pueden dilatar sus pupilas y verlo muy sediento. En los casos más extremos puede aparecer parálisis o convulsiones.
  • Narciso (Narcissus pseudonarcissus):  Existen diferentes tipos de narcisos y todos ellos muy peligrosos para los perros, sobre todo sus bulbos. Al estar en contacto con la savia de la planta puede aparecer una fuerte irritación, inflamación, convulsiones y en algunos casos puede causarle la muerte.
  • Paraíso (Melia Azedarach L):  Produce deshidratación, diarrea, acompañado de sintomalogía nerviosa, temblores musculares, ataxia, fallos respiratorios, coma y muerte. Este árbol tiene unos frutos similares a unas arvejas. Intoxicación producida por el paraíso
  • Melia azedarach: Es un árbol de crecimiento rápido, originario de la China. Se lo encuentra fácilmente en cualquier ciudad, donde se lo planta por su sombra. También crece en zonas rurales cercanas a centros urbanos, debido a que las aves diseminan sus semillas. Por otro lado, parece contener sustancias con actividad insecticida, y por esta razón es frecuentemente plantado alrededor de los campos.
  • Ortiga: Sus tallos y hojas son peligrosas, produciendo una dermatitis, alteraciones digestivas, signos neurológicos e inflamación de la lengua.
  • Tulipán:  Son los bulbos la parte peligrosa, pudiendo provocar síntomas digestivos y circulatorios.
  • Primavera:  Sus hojas y flores son las responsables de dermatitis.
  • Ricino Catapucia. Higuera del diablo  o Tártago (Ricinus communis): Los principales componentes activos y nocivos de la planta se encuentran en las semillas (ricina). La ricina es una proteína altamente tóxica tanto para los animales como para los humanos, es uno de los principales venenos conocidos más peligrosos. Los síntomas tras la ingestión de ricino son: trastornos gastrointestinales con vómitos, fuertes diarreas sanguinolentas y dolor abdominal, falta de coordinación, salivación abundante, somnolencia, convulsiones, hemorragias, insuficiencia renal, coma y en casos extremos, la muerte.

Con información de Club Pug Argentina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *